Cómo puedo reconocer un mal de ojo

El “mal de ojo” es una energía negativa provocada por otra persona de forma consciente o inconscientemente.

Para saber si sufres un mal de ojo ponte un poco de aceite de oliva en el dedo corazón y deja caer unas gotitas sobre un vaso de agua. Si el aceite se dispersa, podrías sufrir un mal de ojo.

Los efectos del “mal de ojo” se manifiestan en forma de debilidad física, sensación de malestar, depresión, descontrol emocional, insomnio, sueños negativos que se repiten… (No obstante, no pensemos que por tener varios de estos síntomas a la vez, vamos a sufrir un “mal de ojo”).

Cómo reconocer un mal de ojo y que no perturbe tu buena estrella

Antes de acostarnos pondremos en la mesita de noche un vaso lleno de agua junto con un puñado de sal marina. A continuación, colocaremos junto al vaso una vela encendida. Nos concentraremos pidiendo protección. El agua con sal absorberá las malas energías y la vela nos aportará la luz que necesitamos. Luego, apagaremos la vela.

Eliminar energías negativas

Además, podemos usar amuletos protectores para desterrar las energías negativas, como por ejemplo un cuarzo blanco. Déjalo un día entero desde el amanecer al anochecer en un sitio donde le dé la luz del sol para que se cargue de energía positiva. A continuación, pronuncia en voz alta estas palabras:

“Que la mala energía que mi cuerpo ha acumulado desaparezca para siempre.”

Lleva el cuarzo contigo, en un bolsillo o en el bolso, y limpiará toda energía negativa. ¡Importante! no dejes que otras personas lo toquen, ya que lo contaminarían con su energía.

Por último, recuerda siempre que el “mal de ojo” suele estar motivado por envidias o celos, y que la mejor protección y prevención contra el mal de ojo es la purificación y fortalecimiento de nuestro campo energético y nuestro entorno. Igualmente, no alimentemos el mal de ojo creyendo en él. Nuestro miedo y constante preocupación refuerza la energía negativa y nos hace más vulnerables.

Fuente: http://www.esperanzagraciaoficial.es/productos/detalle/Como-reconocer-un-mal-de-ojo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies