Azafrán es el antidepresivo natural de siempre

La depresión clínica es un trastorno del estado anímico que hace que se apoderen de nosotros los sentimientos de tristeza, ira, pérdida o frustración

Todo esto repercute en nuestra vida diaria durante un tiempo más o menos prolongado.

Un diagnóstico precoz y un tratamiento adecuado son fundamentales para que los síntomas no vayan a más y nuestra calidad de vida disminuya.

Todos nos hemos sentido tristes o abatidos en algún momento de nuestra vida.

El problema es cuando estos sentimientos pesan más que los positivos y nos convierten en personas tristes y desgraciadas.

Entre los síntomas que se presentan en una depresión clínica está la dificultad para conciliar el sueño, el cambio en el apetito.

La pérdida de placer a la hora de realizar actividades habituales que antes nos satisfacían, falta de energía, cansancio, dificultad para concentrarse, etc.

La solución pasa por acudir al médico y someterse al tratamiento recomendado en cada caso, pero antes de llegar a esta situación hay un montón de cosas que podemos hacer para prevenirlo, una de ellas es recurrir al azafrán.

El azafrán, al que denominan el “oro rojo” es uno de las especias más caras del mundo y ya desde la antigüedad ha sido utilizado como hierba medicinal en Oriente.

Países como China o Japón siempre lo han considerado un excelente remedio terapéutico y por fin esa idea ha llegado a occidente.

Un estudio de la Universidad de Navarra ha publicado recientemente sus beneficios para la salud al funcionar como antiespasmódico, expectorante, sedativo y antidepresivo, entre otras.

Además contiene vitamina C, vitaminas B1, B2, B3, B6 y B9 y minerales como magnesio, potasio, hierro, zinc, sodio y fósforo.

Consumir cápsulas de flor de azafrán pueden ayudarnos a combatir los estados de ánimo alterados.

Pero la Universidad de Navarra no ha sido la única en interesarse por las propiedades terapéuticas de esta especia.

En la Universidad de Ciencias Médicas de Teherán (Irán), han publicado recientemente en Progress in Neuro-Psychopharmacology & Biological Psychiatry.

Que explicaba la eficacia del azafrán en el tratamiento de la depresión y la ansiedad. De hecho comparan el principio activo del azafrán, el crocus sativus con el Prozac.

Este descubrimiento lo convierte en el primer suplemento nutricional natural para luchar contra ansiedad, alteraciones del ánimo, desasosiego, etc.

Las investigaciones que se están llevando a cabo en la actualidad, están orientadas hacia la búsqueda de compuestos bioactivos presentes en el azafrán, cuyo papel en la lucha contra el cáncer y la prevención de enfermedades vasculares también se está estudiando.

Otro compuesto del azafrán, la picocrocina, estimula el apetito y las secreciones gástricas.

También se ha demostrado que el azafrán contribuye a reducir los síntomas del síndrome premenstrual.

En concreto, el estudio señala que las mujeres que toman dos cápsulas de azafrán dos veces al día, durante su ciclo, tienen un 50 por ciento menos de síntomas premenstruales.

Sin embargo no todo son ventajas con el azafrán. Los expertos señalan que no hay que excederse con el uso del azafrán en las comidas, ya que dosis superiores a cinco gramos podrían resultar tóxicas.

De hecho en el embarazo está contraindicado como medicamento.

Fuente: http://knowi.es/azafran-el-antidepresivo-natural/

¿Me ayudas a difundir? ¡Comparte!Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestEmail this to someone

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies